lunes, 7 de diciembre de 2009

Algunos días tristes

hay momentos

a veces te inunda la pena silenciosa
la que no tiene motivos aparentes

hay algunos días tristes
que sustituyen a otros
que no lo fueron demasiado

7 comentarios:

FANGO dijo...

Esos dias pasaran Roberto. Un beso y animo. Lo que escribes aunque triste, no deja de ser bonito.

mariona dijo...

(Mallorca tiene mucho de eso en diciembre. Parece que incluso lo andemos buscando... ¿no te parece?
Al final no voy. Pero habrá punto de encuentro, en algún punto de la historia).

Okr dijo...

Es la niebla, nen, que te emborrona los ojos.

Un abrazo desde el pueblo.

David J. Calzado dijo...

La llama y la ceniza, Rob. Que no resople nadie cerca de nosotros. Un abrazo.

Media Verónica dijo...

Me gusta lo que haces

NáN dijo...

Sencillo minimalismo.

Pero nos criamos con pelis de John Wayne en cines de doble sesión. Sabemos aguantar una flecha clavada bebiendo de la botella un trago de whisky.

Lo que importa no son los días, sino lo que les dejamos que nos hagan.

Aroa dijo...

roberto rodeado de mar

bellos versos
y cadentemente tristes como una mañana gris y resacosa

falta una parte
la de los días que sustituirán a estos

es el ciclo del agua