sábado, 27 de septiembre de 2008

concepto

he llegado al punto
de un tiempo distinto

de alguna manera
he vuelto a reconciliarme
con lo próximo

la esencia de los días
sean comunes o extraños
el cariño por las cosas sin importancia
esas que me dan sentido

debe ser mi lucha imagino

busco la sencillez
como busco las palabras
de este amanecer temprano
para que sean un poco más largas
las jornadas

andar con cuidado
como queriendo que nada se rompa

pero me conozco
y sé que este ciclo
tendrá su diluir en el tiempo
y volveré a sentarme
en esta silla
en esta mesa de bisabuelo carpintero
frente a esta pantalla
para desmentirme
corregirme sin asperezas
decir algo que me conmueva
por novedoso

aunque vosotros y yo
sabemos
que todo está dicho
que las cosas ya pasaron

y esto debe hacer reflexionar
sobre el sentido de la poesía
y no al revés
como nos tienen acostumbrados

hay cosas que se merecen
que no pare de dar vueltas
buscando la palabra exacta

de acuerdo

¿pero cuáles?

¿creen que es importante
volver a hablar
del amor del valor del honor?

¿dónde reside el concepto de poesía?

¿qué hace especial un poema?

¿qué lo diferencia de esa foto
que me encanta
de un cenicero repleto de colillas
en perfecta consonancia
con una copa vacía?

hay cosas hermosas
en esencia
dependiendo de quién las mira.

pensar así me anima
a seguir
con una de las pocas acciones
que solamente a mí me concierne

la soledad sin inquietud
estos momentos en los que siento
libertad absoluta
sensación holística
de estar muy por encima
del error o el acierto

que a pesar de vosotros
soy dueño de mis palabras
de mis ideas
de mis formas

que me importe todo
y a la vez no suceda nada
fuera de esta silla y de esta mesa
de madera suave a pesar del desgaste
de todas las manos que han tocado su superficie
de todos los objetos que se han posado


así debería ser el poema

9 comentarios:

Lara dijo...

bueno, y así lo es
nada diferencia al poema de esa foto que te gusta ni del cenicero
ni de tu cara por las mañanas cuando sonríes
ni de unas risas en una azotea cuando todavía parecía verano
y todas esas cosas han de continuar
aunque a veces
no haya tabaco
y uno se levante de mal humor
y no haya nada por lo que reírse
porque en el fondo
siempre hay un bar abierto para comprar tabaco
y el malhumor de un maldía es un malmenor
y si no son azoteas serán cuevas calientes para el invierno
de más o menos formas nos reiremos
de más o menos formas leerte es esencial para algunas personas
por ejemplo para mí
independientemente de que a ti a veces
te guste tirar los poemas por la borda por el váter por el balcón
cuando el ciclo sea ciclo llegarán
como las islas
llegarán
como el centro de áfrica


buenos días, rob.

aroa dijo...

a veces
pudiera parecer
que más vale una silla
que un poema

una te descansa
y el otro
sin pudor
te levanta de ella
a media madrugada

hay cosas
sinsentidos
por las que se respira

a mí preguntar qué es la poesía, para qué sirve, dónde se guarda, se compra, si te arropa del frío acaso, no me gusta... pero sí los poemas en los que el poeta ha hecho un esfuerzo de honestidad consigo mismo, con su ojo, con su mano... sin rimbombancias, donde sabe que no puede decir más que lo que sabe decir, escuetándolo, reventándolo...

vamos, que yo qué sé

que a mí este blog de fondo gris me llama de vez en vez y me dejo traer siempre a su llamada...

Anónimo dijo...

He llegado al punto.

He vuelto a reconciliarme.

El cariño de las cosas sin importancia

de un tiempo distinto

esas que me dan sentido

de alguna manera

del error ó el acierto

en esencia,

que solamente a mí me concierne

debe ser mi lucha,imagino.

Anónimo dijo...

Pero me conozco.

Y volveré a sentarme
frente a esta pantalla
en esta silla
buscando la palabra exacta
para desmentirme.

Decir algo que me conmueva
de un cenicero repleto de colillas
que no pare de dar vueltas
sobre el sentido de la poesia,
la soledad sin inquietud
fuera de esta silla y esta mesa
tendrá su diluir en el tiempo.

Anónimo dijo...

¿qué hace especial un poema?

¿dónde reside el concepto de poesia?

De todos los objetos que se han posado

en esta mesa de bisabuelo carpintero

de madera suave a pesar del desgaste,

de todas las manos que han tocado su superficie

como queriendo que nada se rompa

en perfecta consonancia

con lo próximo

Y esto debe hacer reflexionar:

Que todo está dicho

y a la vez no suceda nada.


¿Así deberia ser el poema:?

Anónimo dijo...

Andar con cuidado:

Aunque vosotros y yo

(Y no al revés
como nos tienen acostumbrados)

sabemos

de mis formas,

(Como busco las palabras
para que sean un poco más largas),

hay cosas hermosas.

Estos momentos en los que siento

con una copa vacia

la esencia de los dias,

y sé que este ciclo

que las cosas pasaron

que a pesar de vosotros

las jornadas

hay cosas que se merecen

volver a hablar

de mis ideas.

Por novedoso.

Anónimo dijo...

De estar muy por encima
de este amanecer temprano
que me encanta,
con una de las pocas acciones
a seguir.
¿pero cuales?
¿que lo diferencia de esa foto
del amor,del valor,del honor?

Soy dueño de mis palabras
¿creen que es importante?
De acuerdo

Sean comunes ó extraños
corregidme sin asperezas:

busco la sencillez,
que me importe todo,
libertad absoluta.

Pensar así me anima.

Anónimo dijo...

Roberto:Con unos cubatas tus poemas los leí de esta forma.
Espero que no te moleste que reproduzca tus versos con ese desorden,pero creo que no me dejado ninguno detrás.Borra estos comentarios cuando quieras.Un abrazo.HuelvaGPDSevilla.P(x-r)t

Rober dijo...

Amigo anónimoconocido P(x-r)t: Sea. Cuando se lleva razón, se lleva.

En fin Lara... como hoy solamente hemos hablado tres veces por teléfono, qué te voy a decir.

Amiga Aroa: muchas gracias por tus hermosas palabras.
Besos como versos.
(Me alegró conocerte el otro día)

Gracias a los tres.